Alberto Carvalho, superintendente de las Escuelas Públicas del Condado Miami-Dade, M-DCPS, admitió este lunes que “las cosas no fueron muy bien el primer día de clases virtuales”.

Las fallas en el acceso a la plataforma online por la que se iniciaría la impartición de la docencia no solo afectó a los alumnos, muchos profesores tampoco pudieron conectarse.

Ante la saturación del sistema, los maestros no se quedaron de brazos cruzados, lograron trasladar a sus estudiantes hacia la plataforma Zoom para dar allí sus primeras clases del curso. La opción funcionó para muchos, pero no es la que tenía prevista M-DCPS.

“Entendemos que hoy fue un día extremadamente difícil para todos nosotros”, publicó el superintendente en su cuenta oficial de Twitter.

“Teníamos la esperanza de que un reto de tales magnitudes funcionara correctamente, pero con la tecnología nunca se sabe”, sostuvo previamente Carvalho, quien pidió a los padres ser pacientes con M-DCPS ya que “poner en funcionamiento un sistema como este usualmente toma seis o siete meses y nosotros lo hemos tratado de implementar en seis o siete semanas”.

Sobre el origen del problema, señaló que nada tiene que ver con el programa utilizado por las escuelas públicas y explicó que “más bien tuvo su origen en los proveedores de internet, quienes continuan trabajando para solucionarlo”.

El superintendente auguró que “el segundo día de clases debería ir mejor”.

Todo parecería indicar que el regreso a las escuelas físicas podría realizarse antes de lo planificado. Según Carvalho, “si la actual tendencia [a la baja] del coronavirus continúa en nuestra comunidad, a mediados de septiembre, podríamos volver a las aulas de manera segura”.

cmenendez@diariolasamericas.com

@menendezpryce

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here